Banner sky izqdo

Banner Sky Dcho

Ryan Reynolds habla sobre Deadpool 2

El anuncio de una secuela para Deadpool no cogió a nadie por sorpresa. Los números que el irreverente antihéroe de Marvel había recaudado hablaban por sí solos. Fox, el estudio que tiene los derechos sobre el personaje, no se demoró mucho en darle el visto bueno a Deadpool 2, sin embargo, el ritmo de producción ha sido un poco irregular. Problemas sobre cómo enfocar esta segunda parte, con salida del director incluida, han empañado un poco el proyecto. Ryan Reynolds, el actor que da vida al Mercenario Bocazas, ha hablado por fin al respecto en una entrevista para EW.

En dicha entrevista, Ryan Reynolds ha comentado que está muy cerca de comenzar el rodaje de esta segunda parte. El actor dice sentirse emocionado y con muchas ganas de volver a ponerse el traje de superhéroe. Sobre la secuela, Reynolds ha confirmado que están buscando al actor para Cable, así como también se está haciendo casting para Domino, una mutante con el poder de la telequinesia y mercenaria como Wilson.

Al preguntare sobre la salida de Tim Miller y la llegada de David Leitch al proyecto, el intérprete se ha mostrado muy comedido en sus palabras alabando a Miller por su implicación en la primera película. De Leitch ha admitido que lo que más admira de él es su capacidad de trabajar con presupuestos reducidos, haciendo películas que aparentan haber costado más de lo que en realidad lo han hecho, algo que nos da una pista sobre el dinero que contarán para realizar la secuela.

¿Tiene Ryan Reynolds miedo de decepcionar con Deadpool 2?

En la entrevista, el canadiense ha hablado también sobre las expectativas de la secuela y el cómo están manejando la sombra que proyecta la primera parte. La presión de querer mejorar o equiparar al éxito ya conseguido es evidente, aunque parece que tanto él como el equipo lo llevan muy bien y tienen muy claro qué quieren conseguir:

“El objetivo para nosotros cuando nos sentamos y comenzamos a hablar sobre ello era que [la película] necesita ser tan provocativa y llamativa como la primera, lo que significa que no puede ser simplemente una continuación…El mayor mandato que hay que seguir a la hora de hacer una segunda película es: no hacerla más grande. Hemos de resistir la tentación de hacerla más grande en escala y alcance, que es lo que normalmente ocurre cuando tienes un exitazo con la primera parte. Hay que mantenerse fieles a los principios, al tono, al estilo y al humor que la hace especial, y no sólo centrarnos en explosiones y efectos especiales”

Autor: Melania Morillo

Compartir este artículo en

Deja un comentario