Banner sky izqdo

Banner Sky Dcho

[Cara a cara] Juego de Tronos 5×09: ¿bajón o capitulazo?

Recta final de Juego de Tronos. Ya era una costumbre que el noveno episodio fuera el más fuerte, dónde las tramas confluían en una vorágine de sucesos épicos y sorprendentes. Pero todo hay que decirlo, las tramas vienen de dónde vienen, y ahora que todo se está desmarcando con mayor intensidad de los libros, muchos fans comienzan a notar esa falta de control con el desarrollo o incluso con la lógica interna, aunque en otros entornos los últimos veinte minutos claman a ser de los mejores en las cinco temporadas. ¿Es un error que las cosas pasen porque tengan que pasar? ¿La serie se está precipitando hacia la complacencia en vez de a la coherencia? ¿Mejoran estos dos últimos episodios la quinta temporada? ¿Va a más al desmarcarse de los libros?

maxresdefault

La serie ha pegado un bajón: Stannis, no te trago.

Alejandro Ruiz

Los problemas comienzan cuando tus personajes hacen cosas que no forman parte de su propia personalidad. Stannis es un tipo antipático, rudo y sin sentido del humor. Pero es recto, justo, y tiene valores. En este noveno capítulo se ha tirado por tierra todo lo que Stannis representaba en la serie, y para los que conocemos la historia del libro -sin entrar en destripes-, podemos contemplar que los eventos narrados en este capítulo están orquestados para que Stannis deje de caernos bien en una artimaña de guión (puedes pensar que es más o menos rastrera), pero siendo un asunto puramente inventado por los guionistas, es imposible que no huela a forzado. Por lo demás, se nota mucho una falta de equilibrio en las tramas: Dorne sigue muy floja, y cualquier atisbo de tensión se perdió en el séptimo episodio; y la trama de Daenerys, dónde se ha concentrado toda la carne, ha perdido toda su coherencia (¿Cómo se entiende que en mitad de una guerra abierta contra los hijos de la Arpia haya tan poca vigilancia protegiendo a la Reina?) La serie ha pegado un bajón, las tramas se rellenan porque tiene que hacerse, y se ha perdido la frescura de lo inesperado, de romper la tendencia. Hasta la situación con Arya ha perdido el norte, presentando una situación en el penúltimo capítulo para tener algo que contar en el décimo. Es de novato.

Juan A. Pérez

¿Qué libros ni libros? Cada vez que escucho el típico “es que en el libro…” muere un anciano en la Casa de Blanco y Negro. Y un gatito, que no nos falte. Quitando la trama de Dorne, que aburre a las ovejas más dicharacheras, este noveno episodio mantiene al alza la quinta temporada sin mejorar al octavo. Mi porqué, lo bien gordos que los tienen los de HBO para seguir demostrando el por qué este universo es el que es, pactando de nuevo con el diablo para sobrevivir a base de sangre regia, de oscurantismo, de muerte que sorprende cuando ya parecía que nada lo haría. Un ‘rey’ deshilachado y aturdido ante su futuro que decide matar a su hija para llegar al trono (y con la suficiente inteligenciapara alejar al qu debe para que todo ello ocurra). Brillante. Para defender esta postura también debo olvidar algo a Arya, a Dana y a Braavos, trama de la que me esperaba algo más, pero con la reina todo son sonrisas. Y digo reina-madre y señora de los dragones, porque Dany ha subido a los cielos sin pronunciar un sólo dracarys. Esos últimos veinte minutos destripan esa impotencia que muchos teníamos con Daenerys, que expulsado el fuego tras tanta gobernabilidad, ha desatado uno de los momentos más deseados por los fans. Ni Jorah, ni Tyrion, ni leches, Drogon ha vuelto a casa y se ha reconciliado con mami y a partir de aquí, que todo sean fiestas, que hay que convencer a los hermanitos de que esto hay que repetirlo en equipo.

 

Autor: Alejandro Ruiz

Compartir este artículo en

Deja un comentario