Banner sky izqdo

Banner Sky Dcho

[Cara a cara] Juego de Tronos 5×10: ¿Un final a la altura?

Terminada la quinta temporada de Juego de Tronos. Se cierra un nuevo círculo, momentos claramente impactantes, otros no tanto…Lo que está claro es que este final no ha podido dejar indiferente a nadie. Se abren nuevas incógnitas de cara a la siguiente temporada, muchas teorías posibles y otras pulverizadas. Lejos de saber que nos depara el futuro de la serie, discutiremos que nos ha parecido este final y la repercusión global de la temporada en sí. ¿Ha estado a la altura de las expectativas? ¿Las ha superado? ¿Los diferentes finales, han sido predecibles, o no tanto?

Un cierre decente, pero previsible.

Alejandro Ruiz (@Alruibob)

Vale, sí. No debemos entrar en comparaciones con los libros. Es lo de siempre, muchas tramas se han desmarcado y han optado por seguir caminos diferentes, pero…¿realmente son tan diferentes? Sólo tenemos que atender a la trama de Stannis. Mismo final, aunque diferente verdugo. ¿La trama de Jon? Igual. ¿Sam? Lo mismo. ¿Daenerys? Pieza por pieza. ¿Cersei? Exactamente lo mismo. ¿Arya? Un cierre esperado dentro de la nueva trama y una revelación que ocurrió previamente también en los libros. Esto viene a decir que las aguas vuelven a su cauce, el círculo se cierra y la trama vuelve, a pesar de las pequeñas diferencias. No hay grandes sorpresas para los que ya se conocían la historia. Parece que la serie no está pensada para ellos, para darles algo más que pueda sorprender a los que ya saben que pueden esperar. Dentro de los riesgos, todo está muy medido. Y siendo puntillosos atendiendo tan sólo a los eventos de la serie: lo de Jon se veía venir (tan sólo por su escena en el capítulo anterior), lo de Dorne y Myrcella también (de calle) y la apariencia del nuevo guardia de Cersei no deja dudas sobre cual es su identidad (sólo hay que fijarse levemente en la tonalidad de su piel bajo el casco, algo descarada). De todos modos, se trata de un digno final que ha dejado el listón alto para la siguiente, mejor final que el de la temporada anterior, más abierto y con más preguntas en el aire. Ahora vuelta a la tortura de la espera. Y la peor de las preguntas es: ¿vendrá antes las sexta temporada que el sexto libro, ahora que pueden spoilearse mutuamente?

No tiene techo

Juan A. Pérez (@j00perez)

…y si te lo esperabas, espero que hayas sabido saborear de lo maravilloso que es tener una producción de ciencia ficción como esta con el poder de HBO. Los tres últimos episodios de la serie son para rendirle un homenaje completo a la cadena privada (sí, aunque nos hayan dejado sin guerra en Invernalia, que hay que hacer otras series señores). Y no lo digo sólo porque haya dragones o unos caminantes, es el riesgo de innovar en la maldad, en los desnudos cuando parecía que estaban aparcados, en la crueldad de los asesinatos (hoguera y prostíbulo). Juego de Tronos es la llave para funcionar con el cambio y este décimo episodio demuestra tantas cosas que  la lista se hace interminable. Por supuesto que hay cosas discutibles como la huída de Sansa y Theon, la no aparición de Meñique o el rumbo que ha tomado Dorne, pero han sabido conjugar todas las historias en un final perfecto para cerrar historias, abrir otras nuevas, colocar personajes en nuevos frentes y dejar la angustia de la mano de la intriga para la sexta.

Más allá del tan comentado final del episodio, me quedo con el asesinato de Arya , con la vuelta de Varys y con la escena de Cersei. La conjunción es perfecta: venganza, humor  y escarmiento. Está todo en los detalles, en el destrozo de las mil pieles, en el soniquete camino a la Fortaleza Roja, en el futuro de Meereen, en el anillo al suelo de Daenerys. La espectacularidad hace mucho que dejó paso a ese algo más que hace que Juego de Tronos sea mucho más que los dragones, es un auténtico espectáculo repleto de recursos que para llevar cinco temporadas, no tiene horizonte ni se le pide.

Autor: Alejandro Ruiz

Compartir este artículo en

Deja un comentario