Banner sky izqdo

Banner Sky Dcho

El divertido guiño a la verdadera identidad de Jon Nieve

*este artículo contiene spoilers*

Uno de los momentos más emocionantes del último capítulo de Juego de tronos (2011-), el estupendo ‘La justicia de la reina’, se produjo de manera inesperada, cuando Jon, Tyrion, Davos, Missandei y compañía cruzaban la larga escalinata de Rocadragón (rodado en España, recordemos) y de repente se cruzan con uno de los dragones de Daenerys, dejando a los residentes del Norte sin aliento. El arriba firmante vio la escena llevándose también ese pequeño sobresalto, pero no vio en ella nada más que un momento de impacto para Jon y Davos. No se dio cuenta del simpático guiño que habían puesto los guionistas.

Y es que una revisión de la escena hace que la aparición de los dragones no sea arbitraria, sino que se convierta en una suerte de premonición de la revelación que Bran busca hacerle a Jon. Revisado el diálogo, los dragones hacen su aparición unos segundos después de que Jon declare que él no es un Stark. El gesto sólo tiene algo de significado para los espectadores, y no deja de ser un divertido guiño, pero funciona perfectamente porque el joven es mitad Stark y mitad Targaryen (sin saber esto último), y que quizá la aparición de los dragones venga motivada por una posible conexión entre su verdadera identidad y las criaturas.

Quizá sea algo más que un guiño, y en lo que queda de temporada hayan más acercamientos de este tipo, hasta el punto de que los personajes de Jon y Daenerys puedan suponer la conexión de esa forma. Aunque seguramente no, y haya sido un guiño para los espectadores más avispados de Juego de tronos, ya que los guionistas gustan mucho de ese tipo de juegos.

809

Autor: Adrián González Viña

Compartir este artículo en

Deja un comentario