Banner sky izqdo

Banner Sky Dcho

[Review] El Ministerio del Tiempo 2×02 (Capítulo 10)

Una lunes más toca emprender un viaje. Un viaje por la historia de España, un viaje por las puertas del tiempo, un viaje hacía El Ministerio del Tiempo en este décimo capítulo correspondiente al segundo de la segunda temporada. Bajo el título El tiempo en sus manos lejos estaremos de encontrarnos a ningún Morlock, seremos trasladados al Madrid de 1981, época desde la que un agente de policía llega a nuestro presente por una misteriosa puerta.

Ministerio del tiempo Pacino Hugo Silva

El agente Pacino (conocido así por sus similitudes con Frank Sérpico, interpretado por Al Pacino) es un hombre recto y honrado, pero tampoco le tiembla el pulso a la hora de desobedecer las cuestionables órdenes de la época. Una noche tranquila acudirá por la denuncia de un altercado doméstico, en dicho hogar será reducido por un individuo que acaba asesinando a sangre fría a la dueña de la casa, una madre soltera, para huir a través de un armario. Pacino decide seguirle y eso le llevará al sótano de un bar en 2016, pero será retenido como principal sospechoso de ese mismo caso, abierto desde hace mas de 30 años.

Pronto El Ministerio del Tiempo lo pondrá bajo su custodia. Y allí serán testigos de la verdadera historia del agente, interpretado por Hugo Silva, cuya historia se remonta hacía 1946, dónde su padre, también policía en su época, presenció en la misma casa como se producía el asesinato de otra madre soltera, huyendo nuevamente el asesino a través de un armario. Sin valor para perseguirle, cuando decidió contar la historia le tacharon de loco, lo que le llevó a suicidarse algunos años mas tarde. Pacino, al igual que a Julián, le será difícil acatar la orden de no volver atrás en el tiempo y salvar vidas inocentes y no tan relevantes a priori para la historia de nuestro país.

Nuestros agentes del Ministerio del Tiempo decidirán por un lado investigar el bar por donde llegó Pacino a nuestra época, y a su vez viajar a 1981 e investigar el asesinato, dónde descubren que la casa ha pertenecido desde hace generaciones al asesino. Ademas de diversos libros con resultados de loterías del futuro (con fechas hasta 2015), así como almanaques deportivos. Sin duda, una forma sencilla de ganarse la vida si se tiene a mano una puerta del tiempo… o un DeLorean.

Almanaque Deportivo Regreso al Futuro

Tras averiguar que esa casa ha pertenecido desde siempre a este asesino, le tenderán una trampa colocando el armario dentro del mismísimo Ministerio del Tiempo. De modo que sería sencillo atraparle una vez use la puerta del bar, como así va a ser. Una vez en sus manos le interrogarán sin mucho éxito, ya que solo parece tener interés en nuestro nuevo agente.

Será a Pacino a quién le cuente que hay al menos una veintena de víctimas, y no poco menos de una docena como se creía en un principio. Todas ellas madres solteras. Todas ellas residentes de su piso a lo largo del tiempo. Y antes de ser enviado para el resto de sus días a un Castillo de los Pirineos en la época del medievo, hará un trato con el agente Pacino, a quien le pide que mate a su padre si quiere evitar que tantas mujeres mueran mas adelante.

El Ministerio del Tiempo, ajeno a esta petición, decidirá mandar al trío (con Pacino en sustitución de un aun desaparecido Julián) a 1997 con un propósito muy especial. Convencer a Pau Gasol que abandone la medicina para dedicarse enteramente al baloncesto. Sin lugar a dudas, una acción fundamental para la historia reciente de España.

Ministerio del Tiempo 2x02 Amelia

Sin embargo Pacino jamás se presentó en la vital misión. Aunque menos mal que Pau decidió que el baloncesto era realmente lo suyo por sí mismo. En lugar de ello hará caso al asesino y viajará a 1886 para dar muerte al padre del futuro homicida. Sin embargo, hará creer al Ministerio del Tiempo que realmente ha viajado a 1946 para salvar a su padre, que es a dónde se dirigen Amelia Alonso. Se da entonces una escena, con un espectacular y brillante montaje que bien recuerda de nuevo a Regreso al Futuro (como tantas cosas de esta fantástica serie). Un mismo escenario, dos épocas diferentes, y paradojas temporales a punto de producirse.

Un momento Doc. ¿Una paradoja? ¿Eso no es una de esas cosas capaz de destruir el universo?

Será entonces cuando Pacino lo entienda todo (aunque a nosotros nos lo dan a entender bastante bien casi desde el inicio del capítulo), un niño es testigo de como su padre maltrata y asesina a su madre, lo que le crea el trauma de copiar su imagen una y otra vez cuando es adulto. Sin embargo y sin que sirva de precedente, somos testigos como El Ministerio del Tiempo si que cambia al final el curso de la historia y no para corregir algo que está destinado a suceder. El padre muere antes de poder hacer daño a su esposa, quien cría felizmente a su hijo en lugar de crecer este en tan inestable entorno. Lo que causa un efecto en cadena salvando la vida de todas esas madres solteras, y también la de Amelia, quien se encontraba retenida por el asesino 50 años mas tarde. ¿Que habrá cambiado en las vidas de tantos niños y sus familias?, ¿Realmente no tendrá ninguna gran repercusión para el país?, ¿Será uno de esos niños, ahora a salvo, alguien importante en el futuro cuando no debía serlo?… ¿Significa esto entonces que Julián si que podría salvar la vida de su esposa?

Para todas estas cuestiones, y las que nos propongan, deberemos esperar de nuevo una semana hasta el lunes próximo, en el cual conoceremos a Miguel de Cervantes. Mientras, podemos quitarnos el gusanillo a partir de mañana con el segundo episodio de Tiempo de Valientes y conocer más aventuras de Julián a través del tiempo.

 

Autor: Moisés Valderas

Compartir este artículo en

2 Comentarios

  1. Lo que no me cuadra es como Al Pacino continua en el futuro, al no existir el asesino no pudo perseguirlo y acabar en el armario. E

    Publicar respuesta

Deja un comentario