Banner sky izqdo

Banner Sky Dcho

[Review] The Walking Dead 7×08: “Hearts Still Beating”

Quizás la opinión sale de mí como las tripas de cualquiera de los personajes (al azar) de The Walking Dead al ver a Negan, pero esta séptima temporada se está convirtiendo sin duda en una de la más potentes de todas las vistas hasta ahora en estos últimos seis años y eso, con la dificultad que contiene la repetición constante en una serie de muertos vivientes, hace que la resurrección de la ficción sea una auténtica realidad a pesar de que las cifras digan lo contrario.

Entrar en el debate de por qué la sangre que deja Lucille ha conllevado pérdidas de cinco millones de espectadores sería un punto interesante y es cierto que el giro violento de la serie le está costando algún disgusto a AMC. Pero los amantes de la saga deben de estar de enhorabuena porque el guión de la serie, la fuerza de Negan y sobre todo la unión de los arcos argumentales de todas las historias hacen que hasta los amantes de los cómics estén (en su mayoría) encantados con esta séptima temporada.

Al igual que sucedió en el 7×07, The Walking Dead vuelve a tirar de un episodio redondo en cuanto a su construcción, algo inusual en la serie por la dificultad de unificar la historia de tantos personajes en poco menos de una hora y eso, unido a la presencia de Negan revolucionan de nuevo Alexandria y la colonia Hilltop.

“La unión de arcos argumentales hacen de esta una de las mejores temporadas”

Sin duda el punto más interesante del episodio vuelve a ser el cómo Negan elige a sus víctimas, porque sí, su sistema para formar la comunidad es extraño pero, exceptuando a Abraham, siempre ha tomado unas directrices que plantean una interesante reflexión: las serpientes que juegan a espaldas van a la hoguera (Spencer), los que muestran valor para ser soldados sobreviven (Daryl, Rosita) y el azar también deja efectos colaterales (Olivia).

Esta construcción además de dejar un…“Sólo puede joderme Rick” prueba que la filosofía de Negan busca a supervivientes fuertes, con convicciones, que les de igual morir y que puedan tener una perspectiva positiva para los Salvadores en el futuro, ya sea en su ejército o con suministros. Tanto Dwight como Ezekiel son los dos ejemplos que prueban esta afirmación.

Negan es ironía, humor, osadía…pero también representa el respeto por su pueblo y la cama de Spencer la paga justo delante de los suyos. Austin Nichols ha sabido probar un cambio radical de su personaje en las dos últimas temporadas y precisamente eso lo hacen ser uno de los más interesantes en esta séptima de The Walking Dead junto al cambio de Gabriel.

La originalidad de la lucha contra el mundo de Rick y Aaron, la cara de Grimes al escuchar qué hizo su hijo con Los Salvadores, Arat, la espectacular escena en el billar y, sobre todo, el montaje final en Hilltop con la unión del grupo originario. Los abrazos, las miradas y una sola convicción (el gesto de Daryl con Rick lo dice todo) resumen perfectamente la conversación que el sheriff tiene instantes antes con Michonne, una auténtica revolución en ciernes.

Análisis
Análisis realizado por
Juan A. Pérez
Fecha del análisis
Ítem analizado
The Walking Dead 7x08
Puntuación
4

Autor: Juan A. Pérez

Periodista. Sevillano. Sintiendo la profesión en la radio. Amante del futbol y el cine. Ahora en @PlanetaDMQ @eldesmarque @GeneracionGeek y @tablero_rne

Compartir este artículo en

Deja un comentario